Máscara de proteína para la cara

Ella cubrió su rostro con una máscara de proteína. No esperaba que el resultado final me iba impresionar tanto.

Nadie pone en duda que la vida de hoy es más agitada que nunca. Y nuestra piel, este órgano tan importante que nos proteje de los cambios del entorno, responde rápidamente a nuestro estilo de vida, reflejando claramente el estrés, las malas noches, la alimentacion incorrecta, los hábitos poco saludables. Pero solemos reaccionar solo cuando comienzan a presentarse problemas en la piel. ¿Qué mujer no conoce esta desagradable sensación cuando, antes de alguna reunión importante, da miedo mirarse en el espejo del tocador? Y es que la piel requiere de constante atención y cuidado, de lo contrario la inflamación, las arrugas, la descamación y la tez apagada, se vuelven inevitables…

Este metodo que te propone hoy Quepasada.cc, es una herramienta prácticamente gratuita, que te permitirá verte mejor. Hacer esta máscara facial de 2 a 3 veces por semana, es más que suficiente para lograr un efecto notable. La inflamación del tejido adiposo de la cara, el acné — todo pasará a ser parte del pasado. Gracias a la técnica especial de aplicación de la máscara facial de proteína, tu rostro se transformará. ¡Pruébalo y verás!

Máscara facial de proteína

NECESITARÁS:

  • 1 huevo
  • Toallas de papel, o papel higiénico.

1. Separa la clara de la yema. Para la máscara, solamente necesitarás la clara. La yema de huevo puedes utilizarla para otros fines culinarios. Bate bien la clara, puedes hacerlo con un tenedor o usando una mescladora.

2. Aplica la masa de proteína sobre el rostro, usando un broche de maquillaje. Las áreas alrededor de los ojos y la boca, déjalas limpias, debido a que la piel en esta zona es muy delicada y puede presentar enrojecimiento, como respuesta a la acción de la máscara. Puedes aplicar perviamente alguna crema en estas áreas, para evitar el derrame accidental de la proteína.

3. Toma las servilletas de papel corrientes o los pedazos de papel higiénico. Este es un momento crucial, que asegura el efecto mágico de la máscara…

4. Aplica las servilletas sobre la superficie de la proteína. Vale la pena aguantar un poco: si bien algún tiempo lucirás como una «momia», pero luego, tu piel ¡se verá como la de un ángel!

5. Unta la superficie de la servilleta con los restos de la proteína batida, hasta que el papel se vuelva transparente.

6. Deja la máscara secar por completo. Para ello necesitarás solamente de unos 30 minutos. Un verdadero salón de belleza en casa… Estando ya secas, las toallitas se separarán fácilmente de la superficie de la piel.

7. Después del procedimiento, lávate la cara con agua tibia y usa tu crema hidratante favorita. ¡Voila, ya luces espectacular! Incluso, luego de la primera aplicación de la máscara, el cutis se volverá aterciopelado, se suavizarán las líneas de expresión y se limpiarán los poros. Para las personas con problemas en la piel, la máscara de proteínas ¡es una verdadera salvación! Y si tomas en cuenta tambien su efecto antioxidante y de rejuvenecimiento, ¡este procedimiento no tiene precio!

Esta linda chica en el video muestra cómo hacer correctamente una máscara de proteínas, con el máximo beneficio para la piel. ¡Excelente alternativa a las caras máscaras faciales convencionales!

El efecto milagroso de la máscara de proteína es bastante fácil de explicar. La ovotransferrina (también llamada conalbúmina) es una de las principales proteínas de la clara de huevo que tiene actividad antimicrobiana. Mientras que los demás elementos como potasio, fosforo, zinc, yodo y otros, proporcionan a la piel alineación, poros limpios y ayudan a mantener el tono de cutis. Esta máscara puede aplicarse con bastante frecuencia, adecuada también para la piel sensible y seca, pero en combinación con miel de abeja o aceite de oliva. Comparte este importante artículo con tus amigas, ¡para ayudarles a lucir irresistibles!