Herramienta para limpieza de utensilios de cocina

Herramienta-maravilla olvidada para limpiar utensilios de cocina de la grasa y la suciedad.

La cultura de consumo moderna nos ha malcriado con una ámplia gama de herramientas de limpieza. Simplemente nos vamos a la tienda y elegimos los medios que necesitamos, que a menudo son bastante costosos. Sin embargo, nuestras madres y abuelas conocían un medio muy barato que además era muy fácil de encontrar. Después de todo, ¿quién en casa no tiene un poco de bicarbonato de sodio y peróxido de hidrógeno?

¡Qué pasada! ha preparado para ti la receta de un remedio de limpieza de hogar, simple y efectivo, que ¡hará brillar tus platos y vasijas!

En fin, ya sabes que solo necesitas dos simples ingredientes — el bicarbonato y el peróxido de hidrógeno. En un recipiente de vidrio que contiene un cuarto de vaso de bicarbonato, viérte un poco de peróxido suficiente para formar una pasta espesa. Frota con la mezcla la superficie que pretendes limpiar de suciedad y de grasa, déjala reposar durante unos minutos, limpia con un paño y enjuágala con agua.

Trata de limpiar las ollas y las sartenes. El resultado te sorprenderá mucho, y no es para menos. ¡Quién pensaría que una herramienta tan potente puede ser tan barata!