10 métodos de limpiar superficies difíciles

10 trucos para limpiar superficies «difíciles». ¡Ni siquiera te imaginas lo fácil que es esto!

Si no dispones de productos de limpieza, ¡no te desanimes! Aquí te van 10 trucos que pueden resultarte muy útiles en la limpieza de muchas de las superficies que, normalmente, son difíciles de asear, y más, cuando dispones solamente de productos caseros. Lo bueno es que estos productos son fáciles de encontrar, por lo general, siempre están al alcance de la mano.

Con estos consejos, ¡Qué pasada! espera darte una solución sencilla que puedes aplicar en cualquier momento que la necesites.

1. Para utensilios de cocina
Para eliminar todo rastro de tizne de las ollas y demás utensilios, nada mejor que usar una mezcla de bicarbonato de sodio y agua oxigenada (peróxido de hidrógeno). El resultado te sorprenderá.

2. Para marcos de puertas y ventanas
Para estos sitios, donde tiende a acumularse el polvo y la suciedad, y que quedan manchados por el tiempo, la solución está en aplicar un poco de bicarbonato y vinagre. Espera que la reacción ocurra, después usa un cepillo para que el ácido penetre en la mugre. Y por último, pasa un paño húmedo, hasta eliminar todo el ácido. ¡Es muy efectivo!

3. Para la lavadora
Aunque este útil equipo doméstico se ocupa de nuestra higiene, no está exento de acumular suciedad. Para que la lavadora siempre se mantenga limpia y libre de malos olores, nada mejor que agregarle una mezcla de bicarbonato y vinagre al agua, sin detergente, durante un ciclo de lavado.

4. Para blanquear espacios entre losas
La solución para este tipo de superficie está en usar un cepillo y cualquier producto de limpieza a base de cloro. Verás que lucirán como nuevas.

5. Para butacas de microfibras
A estos muebles suele adherirse el sudor y malos olores, pero ¡no te preocupes!, la solución es muy fácil. Solo tienes que aplicar un poco de alcohol etílico y agua destilada sobre las fibras de la superficie del mueble, y cepillar, hasta que no quede nada de suciedad. No debes usar agua corriente para este tipo de limpieza, pues tiende a dejar manchas e irregularidades remanentes.

6. Para peines y cepillos del cabello
Agrega un poco de bicarbonato de sodio a un recipiente con agua tibia y sumerge el peine o cepillo, por un espacio de 10 minutos en dicha solución. Luego podrás retirar, fácilmente, las hebras de cabello de entre las cerdas, con algún objeto punzante.

7. Para el aire acondicionado y la ventilación del auto
Para la limpieza de estos sitios, te puedes auxiliar de un pincel o brocha para cosméticos, así tendrás acceso a lugares que, ni con una aspiradora, habrías podido limpiar.

8. Para copas ornamentales, búcaros y botellas decorativas de vidrio
Para mantener limpios estos objetos, lo ideal es mezclar un poco de sal, jabón y agua tibia, agregar esta solución dentro del objeto y agitar bien hasta que se haya eliminado todo rastro de suciedad. Luego, podrás aclarar con abundante agua. Al final lucirá como nuevo.

9. Para los asientos del auto
¡Evita gastos innecesarios, haz la limpieza tú mismo! Mezcla jabón, un poco de bicarbonato de sodio y vinagre. Con esta solución humedece un cepillo de fibras duras y frota los asientos de tu auto hasta que la suciedad vaya cediendo. Verás que lucirán como nuevos.

10. Para suelo, mesas y cualquier otra superficie de madera
Increíblemente, pero la pasta dentífrica resulta ser muy efectiva para quitar las marcas de bolígrafo y de rotulador permanente de las superficies de madera. Pues lo que tienes que hacer es untar un poco de pasta en el lugar de la mancha y, un rato después, frotarlo con una esponja húmeda. La mancha desaparecerá como por arte de magia.

Esperamos que estas soluciones te sean muy efectivas. ¡Compártelas con tus amigos, y no olvides de dejarnos tu comentario!