Taza comprada en una venta de garaje

La pareja compró un viejo tazón por solo $ 3. ¡Luego lo viraron y vieron ESTO!

Una pareja de Nueva York, sin proponérselo, se convirtieron en propietarios de un auténtico tesoro. Hace varios años, la pareja caminaba por los alrededores y, en uno de los patios, se encontró con una venta de garaje. Los propietarios de la casa se mudaban a otra ciudad y, al no disponer de un transporte para llevarlo todo, decidieron vender todos los objetos innecesarios.

Entre otros artículos, a la pareja le llamó la atención un recipiente poco común, decorado con adornos interesantes. Como resultado de una subasta, este pequeño cuenco de porcelana fue comprado por… ¡sólo tres dólares!

El marido y la mujer no le habían prestado mucha atención a la compra, y durante algunos años el plato servía de un simple adorno encima de la chimenea. Quién sabe cuánto tiempo más habría seguido allí, pero un día la pareja se encontraba mirando un reportaje sobre los objetos de colección, incluyendo jarrones de porcelana y cuencos. Fue entonces cuando se acordaron de su compra…

Sin mucha esperanza, miraron el cuenco y encontraron en la parte inferior del fondo una marca sutil, apenas visible, similar a las mencionadas en el programa. En cualquier caso y para salir de dudas, llevaron el recipiente a un anticuario para evaluarlo. ¡Sobra decir que su veredicto superó todas sus expectativas!

¡Resultó que el cuenco no solamente era caro, sino muy muy caro! Pertenece a la época de la dinastía Song, que gobernó China hace aproximadamente mil años atrás.

De acuerdo con las estimaciones preliminares, el precio del recipiente era de 300 000 dólares. Sin embargo, un análisis más cuidadoso reveló la verdadera singularidad de este objeto. El cuenco fue colocado en la famosa subasta «Sotheby´s» y, como resultado, el martillo bajó a la cantidad fantástica de… ¡2 millones 225 mil dólares!

¡Es increíble, cómo un tesoro así pudo ser comprado por centavos en una venta de garaje ordinaria! Al parecer, los antiguos propietarios lo heredaron de algún pariente excéntrico, pero que nadie sabía su verdadero valor.

Comparte esta noticia única con tus amigos, tal vez se interesen más en las antigüedades, ¡y que éstas no dejen de sorprendernos!