Realidad del Barrio Rojo de Brasil captada por la cámara

Este fotógrafo pasó 7 meses en los burdeles de Brasil. Sus imágenes evocan emociones…

¿Qué sabemos acerca de Brasil? Seguramente, recordarás sus famosas playas y carnavales, su fútbol y café, sus vastas selvas amazónicas e incomparable Río de Janeiro, el escenario de los recientes Juegos Olímpicos 2016. Sin embargo, no todo es color de rosa en el gigante sudamericano, como podría parecer a primera vista.

Uno de los lugares más notorios de Río de Janeiro es Vila Mimosa. Aunque esta parte de la ciudad no suele aparecer en las guías de viajes turísticos, es un lugar de gran concurrencia pública. Vila Mimosa es la análoga brasileña del Barrio Rojo holandés.

Sin embargo, existe una gran diferencia entre las casas libertinas de Brasil y de Holanda. Si el Barrio Rojo de Ámsterdam parece muy respetable y atractivo, su homólogo en Río se asemeja a una choza en ruinas, enterrada en el barro…

Este es el sitio donde la gente pobre busca placer, amor y confort. Una escena muy representativa del estatus de la mayoría de los clientes.

Lo interesante es que, si bien la prostitución en Brasil no está prohibida, los burdeles están fuera de la ley, por lo que las casas de libertinaje suelen ocultarse bajo el amparo de tiendas, bares o billares.

El servicio al cliente se ofrece en cuartos pequeños y mal ventilados. ¡No obstante, a pesar de la clandestinidad, cada día estos recintos son frecuentados por cerca de cuatro mil visitantes!

Cabe destacar que, además de los burdeles ilegales, Vila Mimosa es también el lugar de residencia de las familias de las propias prostitutas, así como de otros pobres. ¿Cómo se las arreglan para vivir en esas condiciones? Sólo Dios lo sabe…

La triste vida de los habitantes de Vila Mimosa fue capturada por el lente del fotógrafo Fabio Teixeira. Este hombre, cámara en mano, se adentró en las entrañas de la villa del libertinaje brasileño durante siete meses, y ahora comparte sus fotos con el público.

«He visto de todo en mi vida y puedo decir con seguridad que Vila Mimosa es uno de los lugares más controvertidos del mundo», — comentó Fabio su trabajo.

El proyecto fotográfico de Fabio Teixeira fue capaz de reflejar plenamente el espíritu especial de la «zona roja» brasileña.

Sí, son muy impactantes estas fotos… La vida es muy dura, y las condiciones así solo empeoran la situación… Comparte este post con tus amigos, para que conozcan más de cerca los secretos ocultos de Brasil, esos de los que no se suele hablar públicamente, pero que hacen mella en la vida de sus habitantes.