Le curaron los dientes al león

Al acostarlo en la mesa de operaciones, todos quedaron hechos piedra. ¡Impresionante!

Un león blanco llamado Aslan vive en Sudáfrica. No hace mucho, el enorme felino se las arregló para perder dos caninos a la vez. Los dientes sanos le permitían continuar masticando y cazar con destreza. Pero la pérdida de dos caninos afectó seriamente la salud de Aslan.

Comenzó a ocultarse en la pradera, se pasaba el tiempo escondido en las arboledas, se puso agresivo e irritable. Cuando pudieron acercarse al animal, los expertos encontraron la causa del cambio de su comportamiento. Los restos de los caninos dañados estaban fuertemente inflamados y eran la causa de un constante dolor y sufrimiento para el pobre animal.

Aslan requería ser operado con urgencia. Afortunadamente, los expertos tenían en vista a la persona capaz de resolver el problema. ¡Hoy en día, el león se ha recuperado totalmente de la cirugía, regresó a su pradera donde vive como un rey!

Los médicos tuvieron que trabajar más de una hora para curar completamente los dientes de Aslan. Le eliminaron los restos de un colmillo roto y separaron el nervio afectado del otro.

Como resultado, los médicos trataron cuatro dientes del enorme felino. ¡Ahora, libre del dolor, el león regresó con su manada y vive feliz, gracias a la intervención oportuna de los empleados de la Reserva!

¡Si te agradó la historia de la curación de Aslan, comparte este artículo con tus amigos de las redes sociales!