Esta niña construye casas para los desamparados

Ella, con sus 9 años, ha hecho más que muchos adultos en toda su vida…

Cuando me encuentro con las personas que dicen que para lograr algo grande, son demasiado jóvenes o no tienen suficiente fuerza, recursos u oportunidades, les pongo de inmediato de ejemplo a esta niña pequeña pero de gran corazón. Su nombre es Hailey Fort. Ella tiene solo 9 años, pero gracias a este increíble entusiasmo infantil y, tal vez un poco ingenua, fe en las maravillas, ella logró hacer algo, a lo que muchos adultos no se atrevían. A una edad tan joven, esta criatura encantadora hizo más para los necesitados que muchos nosotros en toda nuestra vida.

El hobby de esta chica es muy diferente al de sus compañeros de la misma edad. Esta chica pasa su tiempo libre creando refugios móviles para las personas sin hogar y sembrando para ellos verduras y hortalizas.

La muchacha desde su infancia mostró compasión para con los pobres. Una vez, cuando solo tenía 5 años, al ver a una persona sin hogar, le pidió a su madre que le comprara un bocadito.

Desde entonces, la madre le ayuda a su hija en todos sus buenos actos, apoyándola en lo posible.

Es comprensible que la familia de los Fort no construye grandes mansiones para la gente sin hogar, pero estas pequeñas casitas sirven para ayudar a los mendigos para escapar del mal tiempo y que, además, puedan sentir bienestar de un hogar.

Crear cada casita le cuesta a Hailey y a su madre alrededor de 300 dólares.

Los padres proporcionan a su hija con todo lo necesario y le dan algunos consejos, pero en su mayor parte, ella hace frente a todo por sí misma.

«Me parece muy mal que en el mundo haya personas que no tengan un techo sobre su cabeza. Yo creo que todo el mundo debería tener un lugar donde vivir», — dice Hailey.

Este año, la niña se dispuso a lograr 113 kilogramos de hortalizas, construir 12 refugios y comprar toneladas de artículos de aseo y productos de higiene para aquellos que lo necesiten.

Cualquiera puede ayudar a Hailey, comprando sus cosas en Amazon, o hacer una donación en línea GoFundMe.

El amor — es una fuerza muy poderosa. El amor al prójimo le ha ayudado a esta pequeña de 9 años lograr verdaderas maravillas. Comparte estas imágenes con tus amigos para que conozcan a la pequeña heroína con un gran corazón.