Cómo reconocer un dolor de cabeza mortal

Señales que no deben ser ignorados: Cómo reconocer un dolor de cabeza mortal.

En el acelerado mundo en que vivimos, lamentablemente, ya nadie queda exento de padecer esta temible patología. Siendo un problema que afecta a millones de personas, es sorprendente saber que la gran mayoria de personas no le presta la debida importancia o no sabe como solucionarlo.

Es una verdadera pena que nuestro cuerpo no sepa expresarse con mayor claridad. Una de las señales más confusas que el cuerpo nos envía es el dolor de cabeza. Este síntoma puede ser simplemente el resultado de la tensión de un día duro y lleno de estrés, pero también puede ser un signo de una enfermedad grave e incluso mortal. Afortunadamente, existe una manera muy simple de determinar su posible causa.

Tipos de dolores de cabeza

Muy a menudo la persona experimenta tensiones, dolor de cabeza o migraña. Por lo general, se trata de un dolor persistente, que aumenta gradualmente.

Sin embargo, algunos dolores de cabeza pueden indicar un posible derrame cerebral, aneurisma, tumor o hemorragia cerebral.
Así que si estás experimentando un dolor de cabeza persistente en estos lugares, no dudes en buscar atención médica de inmediato.

Si el dolor de cabeza es fuerte, insoportable y «atronador»:
El pico de este dolor, intenso y repentino, tiene una duración de hasta 60 segundos y se asocia con muchas condiciones de salud, incluyendo hemorragia subaracnoidea, que puede ser potencialmente mortal.

Si el dolor de cabeza se produce después del ejercicio o el sexo:
Esto puede ser un síntoma de existencia de un tumor cerebral o un aneurisma.

Si el dolor de cabeza es tan intenso que confunde o dificulta la visión:
Puede causar problemas de equilibrio, desorientación y pérdida de memoria. Todo esto es también un signo de un posible accidente cerebrovascular.

Si el dolor de cabeza es «el más fuerte de tu vida»:
Migraña severa frecuentemente es acompañada de problemas de visión, náuseas, vómitos y mareos. Incluso si padeces de dolores de cabeza frecuentes, y sientes uno demasiado fuerte, esto demanda una visita inmediata al médico, especialmente si el dolor fuerte dura varias horas.

Los dolores de cabeza después de los 55 años pueden ser una mala señal:
Si no sueles experimentar dolores de cabeza, o esta vez el dolor es diferente a las veces anteriores, consulta a tu médico.

El dolor después de una lesión en la cabeza también es una mala señal:
Podría tratarse de una conmoción cerebral que requiere un tratamiento médico inmediato. Incluso, una lesión menor en la cabeza es capaz de causar un sangrado invisible.

El dolor cerebral repentino:
Aneurismas cerebrales, esas protuberancias en la pared de una arteria, suelen dar lugar a una hemorragia subaracnoidea (HSA). Cuando la sangre se escapa en el espacio alrededor del cerebro, puede causar síntomas repentinos: dolor de cabeza localizado, dilatación de las pupilas, visión borrosa o doble, dolor por encima y detrás de los ojos, debilidad y entumecimiento, dificultad al hablar.

Al sentir algunos de esos síntomas, se debe visitar a un médico de inmediato, ya que puede constituir un signo de un ataque al corazón.

Dolor de cabeza inusual:
Un dolor de cabeza fuera de lo habitual puede advertir sobre la presencia de un tumor cerebral. Aquí están algunas características de los dolores de cabeza inusuales, que no deben pasarse por alto:

  • Los que se desarrollan después de los 50 años.
  • Los cambios en la frecuencia, localización y gravedad.
  • El dolor empeora por días.
  • Dolor de cabeza relacionado con la falta de aliento.
  • Acompañado por convulsiones.
  • Dolores de cabeza que limitan la capacidad para trabajar y / o realizar actividades diarias normales.
  • Visión y el habla afectadas.
  • Dolor después de correr, el levantamiento de pesas o el sexo.
  • Dificultad para respirar.
  • Pérdida de memoria, dificultad o incapacidad para mover las extremidades, pérdida del equilibrio, la confusión.
  • Si el dolor se presenta con fiebre, náuseas o vómitos, y no está relacionado con otros problemas de salud.

Como siempre, nuestro cuerpo envía las señales de que algo no marcha bien. Lo importante es saber interpretarlas, para tomar las medidas a tiempo. ¡No ignores las señales que podrían salvarte la vida! Comparte este post con tus amigos para que aprendan a diferenciar, mediante esta sencilla guía, los distintos tipos de dolores de cabeza.