Cómo obtener polen de las abejas

Este producto es muy valioso. ¡No dudes en tenerlo en tu equipo de primeros auxilios!

La naturaleza lo tiene todo. Ella te alimenta, te viste, te da cobijo, y si te enfermas, ella te proporciona la cura… Nuestras protagonistas de hoy son las abejas. Estas pequeñas amiguitas no solo te brindan la miel, sino otro producto tanto o más valioso, capaz de reemplazar las vitaminas sintéticas y la mitad de tu botiquín de primeros auxilios: El polen.

El polen es recogido por las abejas, y luego doblado y apisonado en una celda inundada con miel en la parte superior. Este producto es rico en vitaminas D, C, B1, B2, B6, A, P, E, así como en magnesio, zinc, yodo, calcio, hierro, potasio, y algunas trazas de ácidos orgánicos. Esta maravillosa ambrosía se puede adquirir en el apiario de unos buenos apicultores, o en comercios especializados y de confianza.

Cómo se obtiene la ambrosía de las abejas
Esta ambrosia, rica en antioxidantes, aumenta el tono del cuerpo, el sistema inmunitario y el nivel de hemoglobina en la sangre. Además, previene los accidentes cerebrovasculares y ayuda a combatir las enfermedades del sistema cardiovascular. Es un estimulante natural, que promueve la potencia masculina.

El pan de abeja se puede consumir durante el embarazo y la lactancia, y también para tratar trastornos en los sistemas nervioso y endocrino y el tracto gastrointestinal.

Cómo utilizarla…

1. Previene el beriberi.
Come 1 cucharadita de pan de abejas (20-30 g) una vez al día, durante el período de otoño-invierno. El resultado es impresionante: el sueño se hará fuerte, te olvidarás de la fatiga crónica, tus uñas y tu cabello también se fortalecerán y crecerán, y tu piel lucirá un tono saludable.

2. Cura la pancreatitis.
Si te preocupa padecer una enfermedad del páncreas, toma una cucharadita de ambrosía 25 minutos antes de las comidas, por la mañana y por la noche. Este tratamiento tiene una duración de seis semanas. Para mejores resultados, cómela acompañada de un té de hierbas.

3. Cura la anemia.
Para elevar el nivel de hemoglobina en sangre, prepara la siguiente bebida: Disuelve 50 g de ambrosía de abeja y 200 g de miel en ½ litros de agua hervida caliente. Deja reposar durante dos días. Bebe un cuarto de taza de esta bebida 3 veces al día, media hora antes de comer.

4. Cura el resfriado.
Este producto es muy bueno para combatir la gripe y los resfriados, sobre todo los que vienen acompañados de tos fuerte y fiebre alta. Para los niños, el tratamiento recomendado es de ½ g de polen, y para los adultos 2 gramos, tres veces al día.

5. Elimina los tumores benignos.
Los quistes, la mastitis, los fibromas uterinos…, todos ellos son tumores benignos, sin embargo, los médicos recomiendan eliminarlos. Este producto, en muchos casos, ayuda a evitar la cirugía.

El tratamiento con pan de abejas es muy sencillo. Disuelve diariamente en tu boca la tercera parte de una cucharadita de polen, media hora antes de las comidas, dos veces al día. El curso del tratamiento es de tres meses, tiempo durante el cual habrás consumido alrededor de una libra de polen.

6. Alivia la diabetes.
Este producto es muy prometedor en el futuro de la cura de esta terrible enfermedad, ya que reduce significativamente el nivel de azúcar en la sangre. Basta consumir dos cucharaditas de polen, tres veces al día, media hora antes de las comidas. Durante esa media hora no bebas ningún tipo de líquido, de esa forma el producto será mejor asimilado por el cuerpo.

Para los más chicos de casa, se recomienda usar la mitad de una cucharadita, también tres veces al día, 30 minutos antes de comer. Es un buen complemento para los tratamientos con infusiones de hierbas de veza o de raíz de bardana.

7. Regula la hipertensión arterial.
Toma una cucharadita de la mezcla de polen y miel, en una relación de 1:2, tres veces al día. El curso del tratamiento es de dos meses. También puedes complementarlo con un té de hierbas, aumentando así el efecto terapéutico del polen.

8. Fortalece el sistema inmunológico.
Para ello, prepara una mezcla de vitaminas: Mezcla 15 gramos de polen, 1 g de jalea real, y 200 g de miel. Mantén la mezcla refrigerada en un recipiente de vidrio oscuro cubierto. Para fortalecer el sistema inmunológico, toma una cucharadita de la mezcla en la mañana, con el estómago vacío. El curso del tratamiento es de un mes.

9. Revitaliza el cabello.
Añade una cucharada de polen en polvo (previamente rallada) en un vaso de agua tibia, y mezcla. Después del lavado regular con champú, enjuaga el cabello con esta mezcla, y luego enjuaga bien con agua. Tal procedimiento ayudará a restaurar el cabello y deshacerse de la caspa.

10. Máscara facial.
Mezcla 50 gramos de polen, 50 g de miel y 5 g de propóleos. Diluye la cantidad necesaria de la composición resultante en agua tibia, creando una mezcla semejante a la crema agria. Aplica esta máscara sobre el rostro y el escote, y mantenla durante 30 minutos. Luego lava tu rostro con agua tibia, y aplica un poco de crema hidratante. Esta máscara cosmética hará que tu piel luzca increíblemente hermosa, aterciopelada y radiante.

Ahora que conoces los beneficios de este producto, no dudes en sacar provecho de él. ¡Tu cuerpo irradiará salud, ya lo verás! Y no olvides compartir este post con tus amigos… ¡La ambrosia de las abejas es el mejor regalo de la naturaleza!