Compartir

Cómo elegir los zapatos adecuados para no arrepentirte más tarde

Los tacones de aguja pueden ser tan cómodos como las zapatillas de interior. Solo necesitas conocer algunas reglas simples a la hora de elegir los zapatos adecuados. Siéntete libre de ponerlas en práctica en la zapatería: los zapatos equivocados son dinero botado. Un buen par durará años.

A continuación, los principales errores que se cometen a la hora de elegir calzado, y los consejos sobre cómo evitarlos.

© Depositphotos

Error # 1: Elegir zapatos solo por talla

Por supuesto, determinar tu talla es lo primero que debes hacer a la hora de elegir zapatos. Pero los fabricantes tienen diferentes estándares: el tamaño 38 puede diferir de una marca a otra. Por lo tanto, al probarte los zapatos, presta atención también a la altura del empeine del pie, la conveniencia de los sujetadores, las hebillas y cordones.

© Depositphotos

Error # 2: Probarse zapatos por la mañana

Por la mañana, un par de zapatos puede parecer el ideal, pero a la hora del almuerzo, los mismos zapatos pueden causar molestias. Y al final de la jornada laboral, pueden incluso presionarte. Esto se debe a que es normal que se hinchen las piernas al final de la jornada. Por lo tanto, los expertos aconsejan posponer el ajuste y la compra de zapatos nuevos para la tarde.

© Depositphotos

Error # 3: Elegir zapatos solo por la altura del talón

‡агрузка...

La estabilidad de un zapato no siempre depende de la altura del talón. Incluso los tacones de aguja de 10 cm pueden resultar cómodos si el tacón está directamente debajo del talón. Si está más cerca del centro del pie, entonces el peso no se distribuirá correctamente y habrá molestias al caminar.

© Depositphotos

Error # 4: Probarse zapatos por tiempo insuficiente

No tengas miedo de parecer quisquillosa en una zapatería. Pruébate ambos zapatos, teniendo en cuenta que el pie izquierdo siempre es un poco más grande que el derecho. Camina con ellos durante al menos 5 minutos para comprender qué sensaciones surgen al usarlos.

© Depositphotos

Error # 5: Ignorar la forma del pie

Hay 4 formas básicas del pie, pero pocas personas tienen en cuenta este hecho a la hora de elegir zapatos. La comodidad del zapato al usarlo depende de las características estructurales del pie y los dedos. Si tu dedo gordo es más largo que el resto, entonces eres dueña de un pie egipcio. Para las personas con esta forma, los zapatos con puntera redondeada o alargada son los más adecuados. El pie romano es cuando el primer, segundo y tercer dedo tienen aproximadamente la misma longitud. En este caso, los zapatos o botas con puntera cuadrada son ideales. Los zapatos de punta serán una excelente opción para las personas con un segundo dedo extendido, es decir, la forma griega del pie. Y si tienes una forma germánica, el primer dedo es mucho más largo y el resto está al mismo nivel, presta atención a los zapatos con punta cuadrada o redondeada.

© Depositphotos

Error # 6: Probarse zapatos en una alfombra

En la tienda, la mayoría de las veces te ofrecen probarte un par nuevo sobre una alfombra. Pero debes saber que esto puede distorsionar la sensación de uso, haciendo que el zapato se sienta incómodo y poco confiable. Es poco probable que los dependientes te permitan caminar sobre el piso con sus zapatos nuevos, pero es muy posible en el área de ventas.

© Depositphotos

Error # 7: Prestar atención solo al material superior, y no a la suela

Aunque la parte superior del zapato esté hecha de cuero genuino, esto no garantiza que el par nuevo vaya a durar mucho. No olvides echar un vistazo más de cerca a la suela. La suela debe ser lo suficientemente firme, de lo contrario, en un mes tendrás que cambiarte los tacones.

© Depositphotos

Error # 8: Probarte zapatos descalzos

Si no estamos hablando de sandalias, es mejor probarse zapatos con calcetines. Lo mejor es elegir el grosor de los calcetines que piensas usar con este par. Por ejemplo, para los zapatos de primavera puede ser un calcetín de nailon, mientras que para las botas de invierno puede ser un calcetín de lana.

© Depositphotos

Estos consejos te pueden ayudar la próxima vez que compres zapatos nuevos. Por bonitos que sean los zapatos, de poco sirven si son incómodos. Y sería una verdadera pena tirarlos a la basura, o que terminen acumulando polvo en el estante. Por lo tanto, más vale ir preparados a la tienda, ¿no crees?

¿Te ha resultado interesante lo leído en este artículo? Escríbenos en los comentarios si estás de acuerdo con nosotros, y qué aspectos tienes en cuenta cuando eliges tu calzado. Danos un Me Gusta y asegúrate de compartir el artículo con tus amigos.

Загрузка...