Anciano responde ingeniosamente

Este hombre vio a dos chicas desnudas bañándose en un estanque. ¡Lo que les contestó fue sencillamente genial!

¿Crées que porque una persona se ha hecho mayor no puede generar ideas brillantes? ¡Pues estás en un error! A veces las personas mayores demuestran mayor ingenio e inventiva que cualquier persona joven. ¡La voz de la experiencia merece ser escuchada! Hoy Quepasada.cc te propone esta historia con una moraleja muy interesante. ¡Vale la pena leerla!

Un anciano de la Florida era dueño de una próspera y hermosa granja. Entre sus campos, colmados de abundantes árboles frutales, había un estanque rodeado de mesas y bancos para picnics. ¡Era un lugar perfecto para relajarse y nadar un rato!

Un día el granjero decidió dar un paseo hacia el estanque, pues hacía mucho tiempo que no iba por allí. Aprovechó y cargó una cesta grande para recoger las frutas. Cuando el hombre se acercó al lugar, oyó risitas y carcajadas. Al llegar, vio a dos jovencitas flotando desnudas en el agua. Cuando las chicas descubrieron que no estaban solas, se asustaron y nadaron hasta la otra orilla del estanque. Una de ellas le gritó: «¡No nos iremos hasta que usted se vaya!» Al principio el granjero se molestó, pero después de un par de segundos, le contestó: «No vine hasta acá para verlas nadar desnudas en el estanque, y mucho menos para expulsarlas de aquí».

Luego les mostró su cesta y continuó: «Solo vine aquí para alimentar al cocodrilo».

Esta historia demuestra que tener chispa nada tiene que ver con la edad, e incluso un hombre mayor puede dar una respuesta ingeniosa y ocurrente, en el momento oportuno! Comparte esta curiosa historia con tus amigos.