5 asanas para lograr un vientre plano

¿Te gustaría tener una figura en forma, con un vientre de infarto? Prueba estos ejercicios de yoga, y verás…

Quienquiera que haya tratado de deshacerse de la tan antiestética grasa del vientre, sabe lo difícil que es de lograr este propósito. Sin embargo, es muy importante intentarlo a toda costa, pues la obesidad trae consigo malestares físicos, enfermedades, cansancio, e incluso estrés, lo que puede afectar a la salud general.

Pero, con simples giros y saltos no se resuelve mucho… Lo ideal es aprender a complementar los ejercicios cardiovasculares con una nutrición adecuada y el yoga.

El yoga es una manera eficaz de reducir la barriga, y esto lo confirman todos los entendidos en el tema: Los músculos se tonifican a la velocidad de la luz, a la vez que mejora el funcionamiento de los órganos internos del abdomen. Por eso… ¡Asegúrate de intentarlo!

Antes de comenzar, solo necesitas hacer un entrenamiento ligero de calentamiento: inclinación lenta, rotación de caderas, distención del torso, en fin… cualquier ejercicio que sepas. Puedes realizar incluso los que recuerdes de tus clases de educación física de la escuela. La regularidad de los entrenamientos es importante. Si estás en buenas condiciones físicas, con ejercitarte unas 3 veces por semana será suficiente.

No obstante, recuerda siempre consultar a tu médico antes de realizar estos ejercicios, pues cada cuerpo puede reaccionar de una manera diferente.

Yoga para el vientre

  1. Poza de cobra
    Acuéstate sobre tu abdomen, y coloca las palmas de tus manos debajo de los hombros. Inhala y levanta el pecho, enderezando los brazos. Entonces, contrae la espalda y la región del tórax. Estira el cuello. Mantente en esta posición por 10-15 segundos, y luego desciende lentamente hacia abajo.

  2. Poza de barcos
    Acuéstate sobre tu estómago, dobla las rodillas y levanta las extremidades posteriores. Coloca tus manos detrás de la espalda y agarra tus tobillos. Estírate al máximo hacia atrás, levantando la pelvis y el pecho. Quédate en la pose por 10-15 segundos, y regresa a la posición inicial.

  3. Plancha directamente sobre las manos
    Acuéstate en postura estirada boca abajo. Mantén las palmas de las manos bajo los hombros. El torso, las nalgas y las piernas deben formar una línea recta. La pelvis no baja, tampoco la espalda. Aprieta el abdomen, recogiéndolo todo lo que puedas.

  4. Poza liberación del viento
    Acuéstate sobre tu espalda y relájate. Recoge tus pies sobre ti mismo, y mantén las rodillas juntas. Coloca las piernas recogidas entre las manos. Espera un momento.

  5. Poza Lucas
    Acuéstate sobre tu espalda, con las manos puestas a lo largo del cuerpo. Inhala y levanta lentamente las piernas rectas. A continuación, levanta el torso, y trata de sujetar los pies con las manos. Espera 15 segundos.

Estos asanas te ayudarán no sólo a apretar el estómago, sino también a mejorar tu metabolismo general. Si realizas estos ejercicios de forma periódica, no pasará mucho tiempo antes que comiences a notar los resultados.

Recuerda, además, siempre complementar con un estilo de vida sano, y esas libritas de más, junto al estrés del día a día, serán cosa del pasado. Por último, comparte estos consejos con tus amigos y familiares… ¡De seguro te lo agradecerán!