Tatuajes después de vencer el cáncer de mama

12 grandiosos tatuajes que han convertido en arte la lucha contra el cáncer de mama.

Con los dedos se pueden contar los eventos que son capaces de abatir a una mujer, y uno de ellos es cuando se recibe un diagnóstico decepcionante — el cáncer de mama. En algún momento, la vida simplemente te saca de paso, y ningún consuelo sirve de ayuda…

Pero estas mujeres de carácter fuerte han logrado tomar la voluntad en un puño y han recuperado la confianza. Pasaron por todo: estrés, lágrimas, depresión prolongada, pero fueron capaces de hacerles frente y han demostrado al mundo entero que el cáncer de mama — no es una sentencia.

Cicatrices en su cuerpo es un signo de lucha y victoria sobre la terrible enfermedad. Cada imágen es una historia con un final emocionante y feliz…

Una de las supervivientes de cáncer de mama, Kerri-Anne Higgins, decidió hacerse un tatuaje para cubrir las huellas de las operaciones. Este símbolo de una guerrera que peleó y ganó la batalla contra el cáncer, le ayudó a que volviera a la vida.

En 2012, después de un curso de tratamiento y una mastectomía bilateral, Carrie George se hizo un tatuaje con una hermosa lechuza con una bola de fuego y hojas de otoño, como símbolo de paz y tranquilidad en su pecho.

Los tatuajes le ayudaron a Patty Carr a sobrevivir el período más difícil de su vida.

Varios años después de la terrible noticia, Bárbara de 37 años, también cubrió sus cicatrices con un hermoso tatuaje.

«Este tatuaje me ha ayudado a volver a sentirme una persona completa», — confiesa Roberta Murdock.

«El cáncer de mama se arrastra de manera imperceptible, como un ladrón, y te roba la feminidad».

La superviviente de cáncer, Paula Stanley se ha hecho un colorido tatuaje de aves y flores.

Adriana fue diagnosticada con cáncer ya avanzado, en la tercera etapa, pero a pesar de esto, la mujer sobrevivió.

Catherine fue diagnosticada con cáncer en la primavera, por eso eligió para su tatuaje las flores de cerezo.

Este impresionante tatuaje simboliza el renacimiento y la victoria sobre la terrible enfermedad.

Las mujeres sobrevivientes, a menudo, no pueden contener las lágrimas después de visitar a un maestro del tatuaje.

Bárbara está orgullosa de su tatuaje y quiere que todo el mundo lo vea.

Cada una de estas historias toca el corazón. Más que simples tatuajes, es un signo de fortaleza y coraje. Sólo Dios sabe por lo que tuvo que pasar cada una de estas mujeres. Si también te quedaste impresionado por su valentía, comparte este emotivo post con tus amigos de las redes sociales.