Pimienta búlgara dulce

Si tienes ESTO en cuenta, a la hora de comprar pimienta… ¡Nunca vas a perder! ¡Puro sabor exquisito!

El mundo de las pimientas es muy amplio. Las hay grandes y pequeñas, dulces y picantes, verdes, rojas y amarillas, e incluso «chicas» y «chicos»… ¡Sí, y la diferencia entre ellas, desde el punto de vista culinario, es abismal!

Hoy, ¡Qué pasada! te hablará de la Pimienta búlgara dulce. Esta es una verdadera mina de vitamina C. ¡Incluso, las frutas cítricas y las grosellas no pueden hacerle competencia! Así que, si quieres añadirle una buena dosis de esta vitamina a tus ensaladas y platos, no existe mejor opción. Además, el uso de la pimienta promueve la buena digestión y el metabolismo. Sin embargo, pocas personas saben cómo elegir la pimienta adecuada, según su propósito.

Pimientos dulces

Para averiguar el sexo de una pimienta, solo basta darle la vuelta. Si la pimienta tiene 4 divisiones, es de tipo femenino. Si tiene 3, es masculino. Otras diferencias externas incluyen la forma: los «chicos» son más largos, y las «chicas» más anchas y cortas. Y ahora viene la parte divertida: las diferencias en el sabor y la aplicación.

El sabor de la pimienta femenina es mucho más dulce que la masculina. Además, las «chicas» son más suaves. Ellas se consumen mejor frescas. Si las picas a gusto, son ideales para las ensaladas. Sin embargo, no así para los guisos de carne, pues el plato podría salir muy húmedo.

Las pimientas masculinas tienen cualidades diametralmente opuestas: Son más ácidas y duras. Por lo tanto, son ideales para las conservas, los guisos, y otros platos que requieren tratamiento térmico. También pueden comerse crudas, pero no son tan sabrosas como las femeninas.

Otro hecho interesante es que los «chicos» pimienta presentan menor cantidad de semillas en su interior. Así que, si tu idea es recolectar las semillas de los pimientos para la siembra, es mejor escogerlos de las «chicas».

Ciertamente, pocas personas saben que las vitaminas y minerales más beneficiosos de este producto vegetal se encuentran en el área cercana a su tallo, el mismo que, a menudo, se corta y se desecha. Otra truco: cuanto más pesado es el pimiento, más jugoso.

Si vas a comprar pimientos, céntrate en su cola. Esta debe ser verde y resistente. No se recomienda comprar pimienta, cuyo pedúnculo esté seco o negro. Está claro que no será nada útil.

Si el pimiento tiene motas, no es digno de comprar, sobre todo si se piensa consumir fresco. Estos puntos color café sugieren una infección de la corteza, generalmente causada por hongos. Las manchas de color naranja indican que el pimiento ha sido víctima de los insectos.

Los pimientos frescos se pueden almacenar en el refrigerador durante aproximadamente una semana. Pero no hay que ponerlos en bolsas de plástico, ya que ahí se deterioran rápidamente, y en apenas 2 días pueden quedar inutilizables para una ensalada.

Elije sólo los pimientos dulces más frescos y deliciosos, tu paladar y tu cuerpo te lo agradecerán… ¡Comparte esta interesante información con tus amigos, para que aprendan a escoger el tipo de pimientos ideal para la receta que van a preparar!