Niña sufre golpe de calor

Ella entró en la habitación de su hija para despertarla, pero no pudo… ¡Un peligro caliente y mortal!

Cada año, son más frecuentes las historias de animales y niños, que resultan víctimas de la exposición a las altas temperaturas del sol, tanto en la calle como en el coche. Algunas tratan de impactantes rescates, pero otras no corren la misma suerte…

Por cierto, un golpe de calor no es cosa de broma. La historia de hoy es francamente sorprendente, porque no tuvo lugar en la calle, sino en el interior de una casa.

La estadounidense Jennifer Abma entró en la habitación de su hija Anastasia para despertarla, pero, al ver que no reaccionaba, entró en pánico…

Inmediatamente, la madre llamó a una ambulancia, que, por suerte, llegó bastante rápido. Al medir el nivel de azúcar en la sangre de la niña, los médicos descubrieron que era 3 veces inferior a lo normal. Sólo después una inyección, la niña despertó, y comienza a llorar asustada, al ver a tanta gente extraña a su alrededor. ¡Anastasia tenía miedo, pero no más que su madre!

La niña sufrió un golpe de calor, cuya temperatura subió por encima de los 40°C, eso sin estar bajo el sol. Un problema bien serio, sobre todo en este caluroso verano.

Un golpe de calor puede tener consecuencias muy trágicas, como: daño en el cerebro, corazón y riñones. Si el golpe de calor hubiese sido ignorado durante mucho tiempo, la niña de seguro hubiera muerto, pero, gracias a su mamá no fie así. Ahora, Jennifer decidió compartir su historia con el mundo entero, para que esto no les suceda a otras familias.

Como puedes ver, incluso un dormitorio puede resultar potencialmente tan peligroso como el calor excesivo del sol. Ten mucho cuidado con el clima caliente, para que cuides tu salud y la de los tuyos.

Asegúrate de compartir este material con todos los que conoces. ¡Quizás salves la vida de alguien!