Mujer adelgaza gracias a su propia fotografía

Su propia foto la hizo reaccionar. ¡Tal vez su historia ayude a muchas!

Existen muchos ejemplos de cómo el fitness ayuda a las mujeres a librarse de esas libritas de más… Sin embargo, de nada sirve la motivación o el deseo de mejorar sus vidas, sin una buena dosis de fuerza de voluntad…

¡Qué pasada! te invita a que conozcas a Elena. Nuestra protagonista de hoy es realmente única. Ella ha conseguido motivar a miles de personas a bajar de peso, y todo gracias a… una simple fotografía.

Así lucía Elena el día de su boda, hasta la fecha en que decidió bajar de peso.

Y así se veía después.

¿Quieres conocer su historia? ¡Pues acompáñanos!

Antes de unirse a su marido, Elena solía pesar unos 57 kg, sin embargo, durante la relación se relajó un poco, dejó de la mano su apariencia y dio rienda suelta a su gusto por los dulces… ¡Tanto así, que su peso alcanzó una marca crítica de 74 kg!

Poco después de su boda, al ver las fotografías que se tomó, quedó aterrada: una prominente papada, nada de cintura, y un cuerpo de tamaño impresionante. ¡Y lo más insultante era su propia imagen! Entonces, Elena se dio cuenta que había llegado el momento de cambiar su vida…

Primeramente, se dirigió al gimnasio con un entrenador personal. Pero tan pronto los primeros resultados comenzaran a aparecer, decidió abandonar la formación. Naturalmente, su peso regresó a la marca inicial. Pero no fue hasta que su marido le entregara, como regalo de Año Nuevo, un certificado por sus 10 sesiones de entrenamiento, que su vida comenzó a cambiar…

Al darse cuenta de que su marido había notado su pérdida de peso, Elena decidió actuar… Empezó a controlar su dieta y regresó al gimnasio. ¡El resultado fue sorprendente!

Para regresar a sus 59 kg, la chica comenzó a seguir a los atletas de las competiciones de fitness. Entonces, se le metió en la cabeza que, si alcanzaba los parámetros de belleza de las modelos de bikini de fitness, podría participar junto a ellas en un mismo escenario. Y aunque al principio intentó disuadirse a sí misma, muy pronto puso todo su empeño en lograr su objetivo…

Elena reconoce que el período más difícil de su transformación fue cuando se agotó el impulso de su motivación original. Pero siempre hay esperanza: el apoyo de sus familiares y… su propia terrible imagen.

Si te encuentras en una situación similar a la de Elena, no pierdas las fuerzas, busca una nueva motivación y lucha por tu sueño. ¡La meta está más cerca de lo que crees! Comparte esta inspiradora historia con tus amigas, ayúdales a romper el hielo…