Mascarilla de huevo

Máscara facial de huevo «3 en 1»: lifting, fortalecimiento y limpieza!

El cuidado completo de la piel es imposible sin el uso de diversas mascarillas. El huevo de gallina, quizás, es el remedio más económico y eficaz para mantener tu piel joven y sana.

La clara de huevo hace un lifting eficaz y purifica la piel de una forma suave. Lecitina, contenida en la yema de huevo, humedece y nutre la epidermis. Las vitaminas A, D, B ayudan a mantener la piel joven. La mascarilla de huevo la pueden aplicar con éxito las mujeres de cualquier edad.

Hoy ¡Qué pasada! te propone preparar una mascarilla universal de huevo que no solo limpiará tu piel, sino, además, aportará los nutrientes necesarios a tu cutis.

La máscara facial de huevo

NECESITARÁS:

  • 1 huevo,
  • toallas de papel,
  • un pincel,
  • un tenedor,
  • 2 recipientes.

PROCEDIMIENTO:

1. Separa la yema de la clara y ponlas en diferentes recipientes. Bate la clara un poco.

2. Con la ayuda de un pincel, aplica la clara sobre la piel limpia de la cara. Corta (o rasga) una toalla de papel en tiras y pégalas sobre tu cara, al estilo de papel maché. Encima, vuelve a aplicar otra capa más de la clara.

No apliques demasiada clara: la mascarilla debe secarse bien.

3. Espera unos 20–30 minutos – la toalla de papel se convertirá en una cáscara dura.

4. Coge por las esquinas la mascarilla debajo de la barbilla y, con un movimiento rápido y seguro, quítatela en dirección hacia arriba. Las sensaciones pueden ser un poco desagradables, ¡pero el efecto, literalmente, vale la pena!

5. Aplica la cantidad abundante de la yema batida sobre la piel de tu cara. Para una adecuada nutrición, puedes añadir varias gotas de aceite de oliva o de coco. Dentro de 10 minutos, quita la yema con un simple lavado de la cara. ¡Te asombrará la ternura, la suavidad y la tersura de tu piel!

El modo más sencillo de quitar los restos del huevo de la cara es lavarla con el agua tibia. Si tienes la piel seca, después de utilizar esta mascarilla, aplica cualquier crema nutritiva a tu cara, a tu gusto. Haz esta mascarilla 2 veces a la semana, para mantener tu piel joven y reluciente durante muchos años.

¡No te olvides de compartir esta receta maravillosa con tus amigas!