Juguetes peligrosos para los niños

La madre de esta niña no tenía ni idea de lo peligroso que puede ser este juguete regular…

¡Este artículo es un importante recordatorio para los padres y abuelos de los niños, acerca de la necesidad de estar siempre en guardia! Cuando estás a cargo de la vida y el bienestar de un pequeñín, tienes que velar por su seguridad constantemente, a cada momento.

Los niños exploran activamente el mundo que los rodea, y esto conlleva al riesgo permanente de lesiones y traumas. Los diversos y totalmente inesperados accidentes los acechan a cada paso por este hostil mundo.

Los bebés suelen caerse de las mesas para cambiar pañales, los niños un poco mayores se empeñan en escabullirse del catre o la cuna, y logran penetrar en los lugares más inapropiados. Los atraen los aparatos domésticos peligrosos, «invitándolos» a empujar algo afilado en el tomacorriente.

Logramos atrapar la atención de nuestros niños con juguetes brillantes y llamativos y, luego, nos calmamos y relajamos: dejamos de preocuparnos, pensamos que todo está bien, y que nada malo les va a pasar… Pero, incluso, en una situación así, es necesario tomar precauciones y no aflojar vigilancia por la seguridad del bebé… De lo contrario, puede ocurrir una desgracia…

Juguetes peligrosos

Sabemos que existen juguetes nocivos, de mala calidad, fabricados con materiales tóxicos que afectan negativamente a la salud infantil. Tales juguetes pueden causar una serie de enfermedades, pero no la muerte. Pero existe otro tipo de juguetes, aparentemente inofensivos: los musicales o los que se mueven, alimentados por pequeñas baterías que llevan dentro.

Hay que tener presente que el niño, en su ímpetu de explorar el mundo, tratará de sacar la pila del juguete. La sed de aprender lo fascinante y lo desconocido es demasiado grande… Además, a los pequeños les encanta probar los gustos y sabores nuevos, ¡por lo que un niño pequeño puede fácilmente tragar la batería, al llevarla a la boca!

El número de menores que mueren o sufren lesiones, debido al uso de algunos juguetes electrónicos, aumenta cada año, a nivel mundial. Y los más propensos a sufrir accidentes son, precisamente, los pequeños entre los 3 y 12 años de edad.

Esta imagen, sin duda alguna, es repugnante… Muestra una salchicha, dentro de la cual fue insertada una batería: Eso es lo que le pasó a la carne después de 2 horas.

Como afirman los especialistas en pediatría, tragar un componente electrónico, constituye un alto riesgo para la salud del niño, ya que puede ocasionar quemaduras internas en el área digestiva, obstrucciones respiratorias y fracturas, e incluso, puede causar la muerte.

Esta linda niña murió, debido a la negligencia de sus padres. Estas cosas suelen pasar, ¡y necesitamos tenerlas presentes, con el fin de proteger a nuestros seres queridos de la desgracia!

No menos peligrosos para los niños son los juguetes que tienen piezas pequeñas. La ingesta de objetos extraños es una causa frecuente de lesiones en menores de 1 a 5 años de edad. Generalmente sucede porque los padres dejan solos a sus bebés, cuando estos usan un juguete de pilas o ensamblan las piezas pequeñas.

¡Comparte con tus amigos y seres queridos este importante recordatorio! Esperemos que nos perdones por presentar en el artículo imágenes desagradables: tal vez, esta imagen atraerá más atención hacia la información, que podría salvar la vida de muchos niños.