Joven mama aconseja desprenderse del teléfono móvil

Esta mujer hizo un descubrimiento 4 años después de dar a luz a sus gemelos…

El avance de las tecnologías, con sus teléfonos móviles y otros aparatos, teóricamente nos facilita la vida y nos permite tener, a nuestra disposición, una gran cantidad de tiempo para dedicarla a cosas útiles e importantes. Por desgracia, la práctica demuestra lo contrario: Cuando todos estos dispositivos entran en nuestras vidas, la vida misma pasa a un segundo plano. ¡Oh!, disculpa la lógica contradictoria…

En noviembre de 2015, una joven madre estadounidense llevó a cabo un increíble experimento en su casa. El experimento en sí parecería trivial y sin sentido, pero los resultados obtenidos, sin duda, te pondrán a reflexionar…

Comencemos desde el principio: Brandie es la madre de dos hermosos gemelos de 4 años de edad: Blaine y Rylie. Un día, ella decidió realizar una especie de estudio. Ella se sentó en silencio en un rincón de su habitación, mientras que sus hijos jugaban entre sí. Brandie se dio a la tarea de contar las veces en que los niños se volvían para mirarla. Luego, compartió los resultados del experimento en su página de Facebook. Aquí esta lo que ella escribió:

«Hoy he llevado a cabo un pequeño experimento en casa, mientras mis pequeños estaban jugando. Sentada en silencio en un rincón de la habitación, me puse a contar las veces que me miraban de reojo por una u otra razón. Estaban interesados en ver mi reacción: si yo veía sus intrigas, si aprobaba sus acciones, si me encolerizaba o no…

Y entonces me he puesto a pensar: ¿Y si en ese momento yo hubiera tenido mis ojos fijos en el teléfono y no me hubiera percatado del lo que está pasando a mi alrededor?

Serían 28 veces que mis ángeles pensarían que el Internet es más importante que ellos. 28 veces mis hijos se habrían sentido solos e ignorados. 28 veces pensarían que lo que sucedía en la red, era más importante que la vida real.

En un mundo donde todos te juzgan por lo que pareces y no por lo que realmente eres, en un mundo donde tu nivel de éxito se mide por el número de suscriptores en las redes sociales, en un mundo donde la comunicación en vivo es remplazada por la correspondencia, aún cuando estás en la habitación de al lado… ¡Yo les pido: Sean diferentes!

Por favor, pongan sus teléfonos celulares en modo silencioso y pasen un rato con su familia y amigos. La próxima generación espera que les enseñemos a ser adultos. Y nosotros, en vez de pasar tiempo con ellos, lo estamos gastando en Internet…»

Las poderosas palabras de Brandie nos recuerdan qué es verdaderamente importante en la vida…

Recuerda estas palabras la próxima vez que estés con tus seres queridos y decidas explorar las redes sociales. Comparte este post con tus amigos, ¡la vida es el «aquí» y el «ahora»!