Experimento social con una niña perdida

La gente, al pasar, no le prestaba la menor atención. Pero cuando la niña se cambió de ropa…

¿Quién no recuerda la canción de la película infantil «El pequeño mamut»?: «No es posible que en el mundo se pierdan los niños…». Sin embargo, la realidad va más allá de la pantalla…

Un grupo de representantes de la UNICEF decidió realizar un arriesgado experimento social. La idea se basaba en captar la reacción de la gente que pasaba frente a una niña, que parecía estar perdida en las calles de una gran ciudad…

La protagonista del experimento era una niña de 6 años de edad, llamada Anano. Ella debía fingir haber perdido a sus padres y no saber qué hacer a continuación. El equipo la vistió decentemente y se dispuso a observar la escena mediante cámaras ocultas.

Anano debía quedarse quieta allí y no decir nada, sin embargo, muchas personas se le acercaron para averiguar si todo estaba bien y brindarle su ayuda…

Para la segunda parte del experimento, el equipo disfrazó a la niña como una sin hogar. Le cubrieron su cara de hollín y vistieron con un suéter viejo y sucio. Las personas, al ver a la solitaria chica sucia, no se emocionaban en absoluto por su edad y… pasaban indiferentes a su lado. ¡Nadie se detuvo a preguntar siquiera qué le sucedía!

Luego, el equipo decidió repetir el experimento en un restaurante. Ahora la niña debía acercarse a los visitantes sentados a las mesas. Con Anano, bien vestida y limpia, la gente se mostró muy amable, e incluso le brindaron golosinas o cosas sabrosas. Pero cuando la niña se transformó en una sin hogar, las cosas cambiaron drásticamente. ¡La gente la rechazó, y la niña, literalmente, fue echada fuera del establecimiento!

Ante tal comportamiento, Anano rompió a llorar, mientras corría fuera del restaurante… «Debido a mi ropa sucia, todos me decían que tengo que salir. ¡Esto fue tan triste!» — dijo la niña.

Por muy duro que parezca, este video muestra la cruda realidad de nuestra sociedad de hoy. La gente tiende a valorar más la apariencia que los sentimientos de las personas. ¡Eres lo que luces! ¡Es terrible! ¿Verdad?

Y por fin, ¿la apariencia lo es todo o no lo es? Déjanos tu opinión en los comentarios abajo. Y no olvides compartir este importante video con tus amigos.