Cómo extraer la garrapata de la piel

Ella humedeció un palillo para limpiar los oídos y comenzó a girarlo suavemente…

Al llegar la primavera, toda la naturaleza se despierta de su sueño profundo invernal. No se compara con nada este olor indescriptible del bosque, listo para dejar salir sus primeros retoños. Pero, la verdad es que pocos conocen lo peligroso que puede ser un parque o una arboleda para sus primeros visitantes durante la primavera.

De los äcaros que habitan los bosques y campos primaverales, el mayor peligro para los humanos representan las garrapatas. Esas criaturas pequeñas se adhieren a la ropa, al pasar cerca de los arbustos, sobre las plantas y el césped. Una vez que se desplazan hacia un lugar cálido, a menudo se establecen sobre las axilas, la ingle y el cabello.

Las garrapatas se adhieren firmemente a la piel y comienzan a chupar sangre, lo que constituye su alimento. Hay que tener en cuenta que este proceso es indoloro, por lo que la mayoría de las personas solo se da cuenta de la picadura de la garrapata, cuando la ve.

Algunas garrapatas pueden ser bastante grandes, del tamaño de un borrador de lápiz. También pueden ser muy pequeñas, difíciles de distinguir. Estos äcaros pueden ser la causa principal de una serie de condiciones de salud, algunas incluso graves.

Precauciones:
Si bien la mayoría de las garrapatas no son portadoras de enfermedades, algunas pueden causar:

  • La encefalitis transmitida por garrapatas (TBE).
  • Fiebre por garrapatas de Colorado.
  • Enfermedad de Lyme.
  • Fiebre maculosa de las Montañas Rocosas.
  • Tularemia.

Primeros auxilios:
Si notaste una garrapata sobre tu piel, ¡no trates de quitarla con la mano o con pinzas! La cabeza de la garrapata permanecerá en la piel, causando un daño irreparable a tu salud.

PROCEDIMIENTO:

  1. Humedece con agua un palillo para limpiar los oídos. No utilices tus dedos desnudos, tampoco pinzas.
  2. Con un movimiento lento y constante en contra de las manecillas del reloj, comienza a girar la garrapata. Evita apretar o aplastarla. Tu objetivo es — no dejar su cabeza incrustada en la piel.
  3. Limpia bien la zona con agua y jabón. También lava las manos cuidadosamente.
  4. Guarda la garrapata en un frasco. Observa el lugar de la picadura durante la próxima semana o dos, para posibles indicaciones de la enfermedad de Lyme.

Si no fue posible quitar todas las partes de la garrapata, es importante que busques ayuda médica. Recuerda llevar la garrapata en el frasco a la cita con tu médico.

Comparte este importante video-alerta con tus amigos y familiares.