Compartir

No es una cocina, es un horror silencioso. ¿Qué cosas estropean la vista del lugar más sagrado en la casa?

La cocina es quizás uno de los lugares más concurridos de la casa. De hecho, para muchas familias, sirve no solo como área para cocinar, sino también como comedor y, a veces, incluso como área de trabajo. Por eso, es muy importante mantener el orden y la belleza en el templo sagrado de las ollas y sartenes. Entonces, ¿qué hacer para que la cocina luzca limpia, ordenada y, lo más importante, acogedora?

El consejo editorial de ¡Qué pasada! aboga por optimizar el uso del espacio y mejorar el ambiente del nido familiar. Bueno, para dar nueva vida a la cocina sin recurrir a reparaciones mayores, basta con eliminar el exceso de cosas innecesarias. Entonces, ¿cuáles son esas cosas que privan a la cocina de comodidad y condenan la habitación a un desastre perpetuo?

© Depositphotos

CÓMO CREAE UNA COCINA ACOGEDORA: DESHAZTE DE LAS COSAS INNECESARIAS

Paños de cocina viejos

Las toallas baratas se ensucian con bastante rapidez y pierden su precencia y absorbencia. Por lo tanto, es mejor comprar productos hechos de tela gruesa, preferiblemente algodón o microfibra. Bueno, y si te es casi imposible quitar la mancha de la toalla, envíala sin piedad a la basura.

© Depositphotos

Esponjas y trapos de cocina dispersos

Por supuesto, sin estos fieles ayudantes en la cocina, es como estar con las manos atadas. Sin embargo, no siempre es posible encontrar un lugar adecuado para colocarlos. En este caso, compra un porta esponjas, esta sería una excelente solución: cuesta un centavo, pero sirve como garante del orden del fregadero de la cocina.

‡агрузка...
© Depositphotos

Agarraderas y manoplas gastadas

Las tachuelas de tela tienen vida corta, y debido a su constante uso terminan ya sea quemadas o rotas. Además, en términos de protección térmica, no son los ayudantes más confiables. Un asunto completamente diferente son los guantes de tela y guantes de silicona. Te recomendamos prestes atención a los modelos con forro, ya que son mucho más eficaces para proteger contra las altas temperaturas.

© Depositphotos

Platillos y platos para mascotas

Los platos, esos que se supone son para comer, seguro estarás de acuerdo con que lucen un poco fuera de lugar en el suelo. Además, las mascotas seguramente esparcirán el contenido de un plato plano por toda la cocina. Por lo tanto, no debes escatimar en un alimentador especial. Lo mejor será elegir un cuenco más profundo, ya que les será más difícil sacar la comida.

© Depositphotos

Montones de cosas en el microondas

Tal desorden no solo estropea visualmente la estética del interior, sino que también daña el trabajo de la tecnología. Después de todo, varios objetos colocados en el microondas pueden bloquear los orificios de ventilación. Como resultado, la circulación de aire en el dispositivo se verá afectada, lo que puede provocar daños permanentes.

© Depositphotos

Plántulas en el alféizar de la ventana

Por supuesto, no hay nada de malo en cultivar tus propias cebollas, pimientos y otras cosas útiles cerca de la ventana. Por otra parte, los vasos de plástico y los cubos de mayonesa no harán que la cocina luzca acogedora de ninguna manera. ¿Por qué no trasplantar estas plantas a contenedores más presentables? De esta forma, el mini huerto en el alféizar de la ventana también servirá como decoración original.

© Depositphotos

Tablas astilladas y manchadas

No es ningún secreto que al menos dos tablas de cortar se deben tener a mano en la cocina: una para la carne y otra para las verduras y frutas. Si se dañan por el uso, es importante cambiarlas inmediatamente por otras nuevas después de que aparezcan las primeras manchas permanentes y astillas. Después de todo, esto no solo es antiestético, sino también antihigiénico. Deberías velar por una compra de tablas de madera de alta calidad. A diferencia de sus hermanas de vidrio y metal, estas no dañan los cuchillos y también duran mucho más que las de bambú.

© Depositphotos

Verduras y otros alimentos en un lugar visible

Por supuesto, es conveniente mantener las cebollas y las patatas al alcance de la mano. Pero guardarlas en redes y bolsas en medio de la cocina es una muy mala idea. Si fuera solo estética, pero el problema principal es algo completamente diferente. A temperatura ambiente y expuestos a la luz solar, los productos se deterioran más rápido y pierden la mayor parte de propiedades útiles.

© Depositphotos

Si cada cosa estuviera en el lugar que le corresponde, el nido familiar se volvería mucho más espacioso y cómodo. ¿Qué consejos recomiendas para organizar y almacenar las cosas y comida en la cocina? Escríbenos sobre ellos en los comentarios, danos un Me Gusta y comparte tus trucos con las amistades de las redes sociales.

Загрузка...