Actrices que fueron acecinadas

7 actrices asesinadas. La muerte inesperada interrumpió su camino al estrellato…

Recuerdo que en el libro «Cien años de soledad» los personajes se sintieron muy decepcionados cuando se les dijo que todo en el cine era inventado, que la gente no moría allí, y que no valía la pena sufrir por ello. A raíz de eso, la mayoría dejó de ir al cine, porque en la vida real siempre hay algo de qué lamentarse…

Sin embargo, el material de hoy confirma que a veces, en la vida real, los actores tienen que lidiar con situaciones bastante duras, tanto o más que sus personajes ficticios, con la diferencia de que ellos sí pueden morir.

Anastasia Ivanova

La actriz se hizo conocida en toda la URSS, después de la puesta en escena de la película «No puedo decir adiós». Después de filmar, ella quedó embarazada, sin embargo, al regresar del decreto, no fue reclamada en los sets de filmación.

Poco después, su marido, Boris Nevzorov, iba a rodar la película «El sacerdote tenía un perro», donde Ivanova iba a desempeñar el papel principal. Sin embargo, su depresión era tan fuerte que no pudo salir de la misma.

La actriz invitó a Sergei Prosvetov, un pariente de unos amigos de la familia, para conmemorar a un conocido en común. Lo que pasó después no queda muy claro, pero el hombre hirió a Anastasia varias veces con un cuchillo, y luego la estranguló. El asesino logró escapar de la prisión, pero más tarde, fue asesinado por el hijo de su cohabitante…

Rebecca Schaeffer

La actriz se hizo famosa por su papel protagónico en la serie «My Sister Sam». Fue allí donde un hombre llamado Robert John Bardo, la comenzó a perseguir, durante tres largo años. Le escribió cartas a Rebecca, y en 1987 intentó, incluso, entrar al estudio, pero la seguridad no le permitió llegar hasta ella.

Durante un tiempo Bardo se mantuvo en calma, pero, en 1989, vio el objeto de su adoración en una escena de cama. Le pagó a un detective privado por la dirección de la actriz, y armado se fue hasta su casa. Varias veces trató de persuadir a la actriz para que le abriera la puerta y, cuando esta lo hizo, la mató.

Por cierto, después de este incidente, las leyes de California sobre la persecución y protección de datos personales fueron radicalmente cambiadas.

Meenakshi Thapar

A los 26 años, la actriz tuvo mucho éxito en Bollywood. Durante una filmación la chica entabló una conversación con un par de actores poco conocidos. Meenakshi mencionó que le estaba yendo muy bien y no tenía ningún problema con el dinero.

Los malhechores decidieron aprovechar esta circunstancia. Invitaron a Meenakshi a viajar juntos, y la tomaron como rehén. La madre de la chica recibió una carta, donde se reclamó 1,5 millones de rupias, de lo contrario la venderían a la industria del porno.

Por desgracia, la madre solo pudo reunir 60 mil. La pareja, no satisfecha con tal suma, terminó estrangulando a la actriz, y luego decapitándola. Las partes del cuerpo fueron escondidas en diferentes lugares.

Zoya Fedorova

La biografía de esta actriz puede muy bien convertirse en la base de un éxito de taquilla. Ella era una estrella de cine, que tuvo una tormentosa relación con un diplomático estadounidense, después de lo cual la actriz permaneció durante 9 años en prisión, bajo cargos de espionaje.

La muerte de Fedorova también está envuelta por el misterio. Fue asesinada en su propio apartamento, por un disparo en la parte posterior de la cabeza. Dicen que fueron los funcionarios de la KGB o la gente de la «mafia del diamante», o incluso alguien que quería hacerse rico…

Poco antes de su muerte, Fedorova compró un caro anillo de diamantes, que iba a entregar a su hija Victoria, en los Estados Unidos. Según una versión, le disparó una conocida que iba a volar al continente americano. Tal vez la actriz le dio el anillo para su hija, pero la mujer decidió quedarse con él…

Alexandra Zavyalova

Una vez en su juventud, Zavyalova tuvo un romance violento con un empresario estadounidense, de quien nació su hijo Peter. El tiempo corría, y la anciana actriz vivía su tiempo con su amado hijo, que amaba mirar en el vaso, y tomar el dinero que pertenecía a su madre.

Una noche, en febrero de 2016, estalló una pelea. El hijo insultó a su madre y la apuñaló varias veces. Después de eso, Peter llamó a su hermana Tatyana, y lo confesó por escrito…

Dominique Dunne

En 1982, la película «Poltergeist» apareció en las pantallas, y la actriz, que interpretó a Dana Freeling, como dicen, de la noche a la mañana se despertó famosa. Un día de otoño del mismo año, la chica ensayó un papel con su compañero David Packer, cuando su ex novio John Sweeney la observó.

Dunne quería separarse del sujeto, debido a sus excesivos celos y su temperamento rápido. Esta vez, también insistió en la conversación, y la actriz accedió a salir con él en el porche. Después de algún tiempo, Packer oyó un ruido y llamó a la policía, pero los guardias se negaron a venir. Entonces el actor salió de la casa y vio a Dunne tumbada en el suelo, y a Sweeney inclinándose sobre ella.

El asesino se entregó voluntariamente a la policía. La chica fue llevada al hospital, donde pasó varios días en coma antes de morir…

Sharon Tate

La esposa de Roman Polanski esperaba un hijo, pero este nunca estuvo destinado a nacer. En agosto de 1969, la mujer estaba en su casa en Los Ángeles, en compañía de unos amigos. Polanski se encontraba en Londres. Esa noche, mientras dormían, la casa fue asaltada por unos los miembros de la secta de Charles Manson. A estas personas no les importaba la identidad de las víctimas, lo suyo era matar. La muerte a su entender, sería el comienzo de una gran reorganización del mundo.

Todos los que estaban en la casa fueron víctimas de los asesinos: Sharon, embarazada de 8 meses y medio, todos sus invitados, e incluso el Yorkshire Terrier. Como sucede a menudo, los asesinos fueron detenidos por casualidad. Uno de los participantes en el crimen fue detenido en otro caso, y le comentó a su compañero de celda sobre su hecho.

En el juicio, los autores del asesinato en masa con mucho gusto compartieron todos los detalles de esa noche. Dijeron como Sharon gritaba y se resistía.

Si el destino no les hubiera jugado una mala pasada, de seguro estas actrices nos hubieran regalado grandes papeles en el séptimo arte. Sólo podemos agradecerles por los agradables momentos que presentaron al espectador.
Asegúrate de compartir tus opiniones sobre esta lectura en los comentarios, a continuación.